Archive for the 'Uncategorized' Category

13
Dic
17

progresismo y derechismo …

Popurrí de incertezas

escribe: Eduardo Sanguinetti, Filósofo

Casi todo lo que sucede está planificado, muy pocas cosas ocurren por azar. ¿Quién premia a los mismos?, ¿quién invita a los mismos serviles clowns a dar atroces conferencias pasteurizadas? Ninguna voz que tenga “algo” que decir ante tanto atropello, en el “nuevo orden” instalado por decreto oral, solo el sonido del coro de mercenarios bajo bandera de remate, en estudios de TV y programas radiales aburridísimos…siempre los mismos diciéndose las mismas cosas unos a otros…la sociedad de los aplausos mutuos ha triunfado, ¿no les parece? Volvieron los oscuros pajarracos alimentándose de restos humanos.

Cuando un país es no alineado se instalarán bases militares de imperios en putrefacción sin solicitar permiso. ¿El hundimiento del submarino Ara San Juan es una estrategia imperial?, ¿qué sucede, Macri y Cia.?, ¿de qué hablan cuando hablan de cultura?, ¿por qué son tan restringidos en sus ideas?, ¿saben qué significa el goce estático, y el placer de entregarse a permanecer en paz y armonía? Creo que el budismo Sri Sri lo tomaron para reprimir y no para ser austeros en sus maneras y modos de existir.

¿Y Putin? Jamás he visto tanto interés en las potencias planetarias en “dar una mano” escondida en un enigma, un metalenguaje que inhibe, argentinos ¿ustedes, sí?, ¿la guerra fría está en la Patagonia?, ¿qué caos en el caos se ha sembrado, no?, ¿por qué tantas mentiras, encuentros desencuentros de ministros incapaces, secretarios de estado inútiles y un popurrí atroz de enfrentamientos espectaculares, simulados?, ¿por qué no podemos buscar culpables? ¿los hay no?, ¿la prensa mercenaria y sus clowns lanzan mentiras de ninguna verdad, no?, ¿secreto de estado?, ¿quién es el estado? Creo que nos toman por estúpidos, algunos no lo somos, recuérdenlo. ¿Qué ha sucedido con el submarino Ara San Juan?, ¿por qué mienten todo los días?, ¿por qué tenemos que soportar tanta basura difamando a diestra y siniestra? y, argentinos, nuestra dignidad se antepone a todo, ¿lo han olvidado?

La simulación, el fanatismo a tendencias totalitarias, el desparpajo, el conservadurismo liberal y el autoritarismo, son la norma y regla de quienes gobiernan en Argentina… deviene preguntarse, ante la alternativa y alteridad, en la urgencia del momento que vive este país, ¿quién de los legisladores temerosos y traidores que no adhirió al modelo neoliberal excluyente y explotador menemista y de la dictadura? Sincerémonos, pues nada cambiará. La mentira y la farsa, reinan, y no olvidemos, que los pueblos sin memoria llegan a ser sojuzgados por dictadorzuelos, y que de un modo u otro son cómplices del fraude y la corrupción, de la estafa y del exterminio de una nación.

Las convicciones solo resultan creíbles cuando se fundan en una trayectoria; no ignoró jamás que el riesgo al silencio es infinitamente mayor que el riesgo de la palabra, que no debe desaparecer en su función vital de “decir algo”, a pesar de todos los obstáculos y riesgos que ello implica en este mundo, violentamente afectivo el asumir dicha función en este momento crítico, en la historia de Argentina, es de vital importancia, pues, asumo ese riesgo.

Mantener el equilibrio, en distancia y lograr cierto objetivismo, se impone, ante la desmesura triunfalista que se palpita, en el optimismo que irradian los medios esclavos y en las hordas fascistas, que se cuentan por cientos de miles en la Argentina de tercer milenio, con patologías pronunciadas de psicosis, mitomanía severa, cleptomanía y tantas patologías, que devienen de haber soportado una vida espantosa, sin goce, solo “mordiendo bronca”, incluyo a peronistas de toda tendencia, que tanto mal han hecho a esta Argentina, acribillada por el milagro satánico, de la estafa a hora, en tiempo y espacio.

Estos infames plutócratas apestaron la vida de millones de personas, que se mueven afanosamente entre la sobrevivencia y el hastío: náufragos, que la miseria aplastante arrastra en la abominable persistencia de ya no reaccionar ante la desolación, cual itinerario de existencia en los bordes.

Con compasión enternecida y sarcasmo ocasional, no puedo dejar de decir que, detrás del espectáculo de una democracia fingida, lo que está instalado en el mundo, en realidad, es un poderoso deseo de control al pueblo. Noam Chomsky avizoró el porvenir, que es hoy, cuando dijo: “Los medios de comunicación son a la democracia lo que la propaganda es a la dictadura”.

Hoy existen medios alternativos de comunicación, que las mayorías no leen ni escuchan, en los que los aparentemente más capacitados e informados escriben, siendo más creíble su información que los que lanzan las grandes empresas mediáticas y el Estado. Muchos de estos periodistas han sido comprados o amedrentados, pues su escritura ya no es la misma, han puesto paños fríos a las denuncias, devenidas en suaves descripciones de realidades fraguadas. La cobardía y el dinero impusieron criterio, no se termina nunca de cavar en la podredumbre humana.

La ambición mediática, al no poder afiliarse a un ideal o una ideología política, sin causas éticas que defender, ni demandas sociales que satisfacer, va por acumular dividendos cuantiosos… mercenarios infiltrados en estas corporaciones económicas, hacen y deshacen la vida de los pueblos, ¿caben dudas? Tantos nombres para dar, tantos…lo dejo para lanzarlos en el momento preciso en que la crisis ya instalada, sea irrefrenable, no falta demasiado.

Infinidad de ciudadanos de las más diversas latitudes, desde las redes sociales, denuncian el espionaje y el control ejercidos por el Estado, pero sin embargo son muy pocos los ciudadanos que critican la vigilancia ejercida por las empresas privadas. Y no dudo que es tan peligrosa esta como la de los estados, pues no cabe duda de que no haya diferencia entre el Estado y las grandes empresas o corporaciones. Están unidos por los mismos intereses de poder y sojuzgamiento de los pueblos. Lástima que no caen en la cuenta de que están unidos en un destino fraguado en usinas de inteligencia.

Los que sobrevivimos en Argentina, gobernada por incapaces, insensibles, mentirosos, blindados cobardes sin tierra, excluyentes empleados de las bancas poderosas del denominado primer mundo, somos invencibles, héroes del tercer milenio, ¿cabe alguna duda?

Y termino este editorial, con un fragmento del último capítulo de mi ensayo “Final en forma ordenada” que no dudo se asimila a este tiempo donde pareciera lo esencial no ha sido dicho, ni hecho, nos queda por crear un mundo a la medida del bienestar de los pueblos, a pesar de las amenazas, los atentados, los crímenes cometidos en nombre de las órdenes de funcionarios sin otro norte que asesinar, imponer dislates a cualquier costa. ¿tienen alguna duda? (Ed. La Cifra, 2000): “Cuando se calumnia a los puros, cuando la ética no encuentra su sitio, cuando se manipula a los hombres probos como si fueran residuos, cuando se aniquila la nobleza y en los tribunales se acepta la mentira… cuando se deshonra nuestro pasado y se falta a la palabra empeñada, cuando una comunidad entera comienza a tener la certeza que los dueños del poder no escuchan razones ni argumentos y que no existe apelación posible, cuando ya se cae en la cuenta de que existe una desinformación cierta al servicio de intereses particulares, sin importar el nombre que elija el sistema para enmascarar su avidez, su egoísmo…cuando la miseria es la norma, cuando de a poco se cae en la cuenta de que Ellos están dispuestos a destruirnos, cuando finalmente el pueblo cae en la cuenta de todo esto, pienso que ha llegado la hora.

Ha llegado la hora de la justicia y no hay nada más humano y más pleno de sentido que la “justicia” ejecutada por los que resisten al poder de los estúpidos, a la justicia criminal, a la avidez pequeño burguesa, a la hipocresía de los políticos, a la inflexión de los intelectuales, a la manipulación de las corporaciones económico-mediáticas.

Esa visión comienza a recorrer el mundo…la figura del héroe mítico aparece en los sueños, se desliza y corre entre la gente…como un rumor y una leyenda…levemente…suavemente…”.

Anuncios
12
Dic
17

argentina y la crisis macrista

Blues circunstancial

escribe: Eduardo Sanguinetti / filósofo

 

“En el territorio más rico de la tierra vive un Pueblo pobre, mal nutrido y con salarios de hambre. Hasta que los argentinos no recuperemos para la Nación y el Pueblo el dominio de nuestras riquezas, no seremos una Nación soberana ni un Pueblo feliz” Arturo Jauretche… A modo de testimonio escrito, replico estas palabras de un prohombre de la Argentina, nutridas de estremecimiento: un ‘acto de vida’, en desfavor ‘del montaje de la historia’ que configura un pasado perentorio, oportunista, innecesario, falaz y sobre todo simulado hasta el hartazgo, por los intentos de dar legitimidad a la ficcionalización de la historia, de ‘nuestra historia’, muy incómoda quizás, fraguada en el fogón de los discursos reduccionistas, de las ideologías de ocasión, presentes en los autodenominados historiadores rentados por el poder omnímodo, conformado por un grupo de funcionarios que intentan, sin pudor ni resistencia de un pueblo anestesiado, inmortalizar acontecimientos que jamás ocurrieron.

Escribo este editorial, cual “Blues Circunstancial”, impregnado de aires libertarios y en pleno conocimiento del atroz tiempo por el que atraviesa esta tierra… pues desde el momento de despertarse por la mañana, hasta el momento de acostarnos, no se ignora que todo es una farsa, una estafa, una vergüenza. Lo intuimos, lo sabemos, lo experimentamos, sin embargo, la gran mayoría de habitantes de este suelo, colabora con la perpetuación del fraude, asimilados a los modos de esclavitud y explotación de un sistema criminal.

Estos modos de producir espectros, provocan una crisis ecológica multiforme, que no deja de afectar a ninguno de los sectores vitales, que resisten a pesar de las amenazas concretas y repugnantes de los gobiernos psicopáticos, que sojuzgan, reprimen y roban a diestra y siniestra… confrontan día a día, con una comunidad temerosa, esperando una réplica que no llega.

Intento escapar a los lugares comunes y a la política marcada por las corporaciones de todo tipo, que rigen y dictan, tan afectas a desvirtuar el destino de todas las naciones de Latinoamérica, con su patrimonio cultural degradado. Solo el mercantilismo impuso criterios siniestros para la vida en relación de los pueblos, sometidos a las tendencias anquilosadas, vetustas y consumistas de importación de lo peor.

Es evidente que los pueblos se niegan a modificar las reglas de juego de este sistema de castas donde los ricachones manipulan a gobernantes del planeta. ¿Qué ocurre? ¿Tienen temor a la represalia de estas lacras?, ¿les agrada la esclavitud a la que están sometidos?, ¿aceptan al dios dinero como deidad suprema?

Nada por encima de nuestra libertad, nada por encima de la verdad que debe imponerse a cualquier costo. Basta de farsa, basta de elecciones fraguadas en los hornos de las redacciones de los medios, basta de exclusión promocionando a cobardes, mezquinos, parásitos, incapaces, bocones…

La libertad se eleva por encima de todos los pactos celebrados en secreto, a espaldas del pueblo por presidentes traidores, estafadores, mentirosos, en desmedro de nuestra autonomía. Aun a riesgo de nuestras vidas, debemos elevarnos más allá del común denominador del yo y ser libres; el resto para cobardes, no hay espacio para tibios, ¡ya no!

No olvidemos que aún queda tiempo para asistir al entierro de los muertos recientes, mañana no habrá tiempo, puesto que los muertos serán dejados allí mismo donde caen y peor para aquel que derrame alguna lágrima… pareciera que toda nuestra vida se extiende en una ininterrumpida mañana, que arranca de la nada cada día… hasta en las redes sociales se siente cansancio, tristeza y entrega, no lo neguemos.

En mi poético y patético exilio interior, denuncio la pudibunda plutocracia neoliberal “new age” camuflada tras la hipocresía de un humanitarismo ‘prudente’, propio a desviar las miradas de la ignominia cotidiana, llevada a cabo por gobiernos obedientes al denominado “Nuevo Orden Mundial”, donde todo es conformismo y conveniencia, finanzas y especulación con la vida de miles de millones de seres, condenados a una esclavitud de por vida.

Es cierto, puedo molestar y mucho a la derecha fascista, camuflada de progresista en su levedad y cobardía, en su petrificación y marcado grado de ignorancia hacia todo lo que tiene de fantástica la aventura de vivir en libertad y verdad… sin temor a ser irrecuperable para las derechas o izquierdas mercenarias conservadoras, cuando ya no hay demasiado que conservar, salvo la dignidad, me declaro insolvente de bienes materiales y de ser funcional a nada que no lleve a ser autodeterminantes y valientes, en el tránsito por esta existencia.

No es casual que me silencie el poder y sus acólitos mediáticos, mercenarios rentados por unos pesos o una sonrisa a tiempo… responde a un accionar propio de cobardes y alcahuetes, que han existido a lo largo de la historia, los que la hicieron y eliminaron, dando espacio a lo que quizás jamás ha acontecido.

Los caracteres de un hombre libre y los de sus escritos tienen una implacable simetría, cuando de un hombre libre hablamos… y me pregunto, no está agotado el lenguaje ante los actos de vida que ya no pueden ser relatados, ni leídos por lectores espectrales o distraídos. Y ¿qué decir de los libros escritos por encargo, de la obligación de crear frases y palabras que combinen con las imágenes en 4D para que conformen un mundo apócrifo?… deviene preguntarse de inmediato ¿Hay algo más inútil y con mayor pérdida de tiempo y de energía que escribir una tesis universitaria hoy?

Las transformaciones de toda índole que son ahora precisas y urgentes no serán cosecha de los grandes poderes sino de las semillas sembradas una a una, día a día, por los ciudadanos que se dan cuenta, por fin, de que ahora sí, el destino está en sus manos. Cada amanecer es ocasión personal para un nuevo comienzo…

En el preámbulo de la Carta de la Tierra se lee: “Estamos en un momento crítico de la Tierra, en el cual la humanidad debe elegir su futuro…”. Así empieza. Y así termina: “Como nunca antes en la historia, el destino común nos hace un llamamiento a buscar un nuevo comienzo”. La Carta de la Tierra se basa en el respeto y cuidado de la comunidad de la vida; en la integridad; en la justicia social y económica; en la no violencia y la paz… y, al final, señala los pasos más importantes del camino hacia adelante: un nuevo sistema de “Síntesis Minimalista”, donde el consumo devenga en lo básico e indispensable para todos… el tan ansiado giro de 180º.

11
Dic
17

sistema previsional … uruguay

La crisis de los setentones

Nota de: La Diaria / Uruguay

Una de las cuestiones de fondo que determinan la situación de la seguridad social en general, y de los llamados cincuentones en particular, es el notable aumento de la expectativa de vida. En el caso de la crisis que atraviesa en estos días al Frente Amplio (FA) debido al asunto de los cincuentones, este factor incide por partida doble, ya que no sólo agrava los problemas a resolver, sino que además determina que el elenco a cargo de buscarles soluciones esté dominado, desde hace décadas, por figuras cuya expectativa de vida política se extendió mucho más de lo que era previsible cuando comenzaron sus carreras.

Tabaré Vázquez y Danilo Astori nacieron en 1940 y votaron por primera vez en las elecciones nacionales de 1958, las primeras del siglo pasado en las que el Partido Nacional le ganó al Colorado. Tenían 31 años de edad cuando se realizó el primer acto de masas frenteamplista, 33 cuando se consumó el último golpe de Estado, 44 cuando asumió el primer gobierno electo tras la dictadura, 49 cuando cayó el Muro de Berlín y 65 cuando el FA asumió por primera vez el gobierno nacional, hace casi 13 años, con Vázquez como presidente y Astori como ministro de Economía y Finanzas. Hoy (por lo menos al cierre de esta edición), sus roles son los mismos y los dos tienen 77 años, una edad más que jubilatoria en nuestro país.

La historia de las relaciones políticas entre ambos ha combinado cooperación y conflicto, y registra más armisticios que armonía. En 1989, el perfil público de Astori (que proclamaba “esto se sigue llamando revolución”) era, de los dos, el más satisfactorio para el promedio de los militantes frenteamplistas, pero luego se fue moderando gradualmente y perdió esa sintonía con “las bases”, mientras Vázquez se volvía más hábil en las artes caudillescas, alternando actitudes de confrontación con otras dialoguistas, y por lo general actuando, en cada coyuntura y cada ámbito, de la forma que podía darle más rédito.

Ahora se desarrolla una nueva pulseada entre los dos, y parece demasiado optimista considerarla la última. Vázquez ya no tiene por delante desafíos electorales, y es probable que sus mayores aspiraciones políticas personales se refieran, en la actualidad, a los niveles de popularidad con que terminará el período de gobierno y al juicio de la historia. Astori, en cambio, no ha eliminado de su agenda la posibilidad de llegar a la presidencia de este país, cuya economía dirige desde hace más de 12 años, y eso contribuye a que valore de otro modo no sólo las condicionantes económicas que puede afrontar el próximo gobierno, sino también las políticas que él podría recibir, desde el FA, si llegara a ocupar ese cargo que le ha sido tan esquivo. Desde su punto de vista, por lo tanto, ganar o perder en el debate sobre los cincuentones se carga especialmente de significado.

El desenlace de esta puja que no empezó ayer, en gran medida personal y por el poder, incidirá mucho en el futuro de todos. Quizá sea hora de que otros actores, menos añosos, se animen a terciar para resolverla y apropiarse de ese futuro.

10
Dic
17

ideología en debate … uruguay

Rousseff, De Carlotto, García Linera, Mujica y otros referentes de la izquierda latinoamericana disertaron en Montevideo

El Consejo Latinoamericano de Ciencias Sociales y la Asociación Latinoamericana de Sociología celebraron respectivamente sus 50 años y el cierre de su XXXI Congreso con dos charlas protagonizadas por reconocidas figuras de la izquierda latinoamericana, que debatieron sobre los logros y los desafíos que tienen por delante los gobiernos progresistas.

Las cabezas

El primer panel estuvo dominado por intelectuales: el argentino Nicolás Trotta, rector de la Universidad Metropolitana para la Educación y el Trabajo, el español Juan Carlos Monedero (cofundador de Podemos) y la uruguaya Constanza Moreira. Hubo coincidencias en diagnosticar el fin de una etapa inicial de los gobiernos de izquierda que logró grandes avances sociales, pero tiene todavía una serie de debes, especialmente en los terrenos de la economía y de la cultura de las sociedades latinoamericanas.

“Cuando se toma el Estado, hay que tomar control de todas las herramientas que garanticen los cambios”, consideró Trotta, después de repasar una serie de avances y pendientes de los gobiernos de Néstor Kirchner y Cristina Fernández en Argentina. Esta falta de cambios profundos permitió el refortalecimiento de los sectores conservadores, que en lugar de apoyarse en los militares lo hicieron “en los poderes judiciales y los medios de comunicación” de cada uno de sus países.

Por su parte, Monedero se detuvo en el neoliberalismo y advirtió que el progresismo no podrá vencerlo mientras no entienda que se ha impuesto como un “sentido común”. “Estamos luchando contra una ideología invisible, contra algo que, como sentido común, se ha convertido en el filtro con el que leemos nuestra realidad”, agregó. De esta forma, una concepción mercantilista del mundo se ha impuesto debido a un neoliberalismo que “capta los imaginarios de buena parte de nuestras sociedades” con una utopía: “si es tu sueño, tienes derecho a tenerlo, siempre y cuando lo mercantilices”.

Hay tres elementos que construyen el entramado básico de una sociedad neoliberal, señaló el español: la delegación de la política, retirándola de los partidos políticos, una “construcción interesada de la indiferencia”, y el miedo, que es “caldo de cultivo del conservadurismo”. Esto se traduce, entre otras cosas, en que “vivimos en burbujas culturales” y en que los intercambios sociales son exclusivamente “a través del dinero”.

Para enfrentar esta situación, son necesarios “la participación y el compromiso”, planteó Monedero y señaló que es preciso entender que vivimos “en un momento histórico en el que las certezas ya no están consolidadas, por lo cual tenemos la obligación de buscar soluciones dinámicas y contradictorias”, y que “en el momento en el que la dirección de los partidos políticos ocupa cargos institucionales, el partido se enajena de la sociedad”.

Cerrando la primera parte, Moreira se refirió a cuáles pueden ser los caminos que adopte la izquierda latinoamericana. En este sentido, consideró que el desafío es “conseguir la ecuación política” que permita impulsar las tres “nuevas palabras”: antipatriarcado –“porque la izquierda es feminista o no es”–, desmercantilización y descolonialización. A su vez, consideró que en los países donde la derecha ha llegado al poder “la magnitud de la reacción conservadora ha sido proporcional a la de los avances del progresismo”.

Ahora, opinó Moreira, la izquierda tiene por delante el deber de “recuperar el sistema de partidos y relegitimar la democracia”, para enfrentar a un “empresariado que vuelve a protagonizar la política, pero por sí mismo: un país gobernado por sus propios dueños”. Para ello, la izquierda “no precisa votos, precisa conquistar la imaginación y el corazón del mundo”, concluyó.

Las acciones

El segundo panel estuvo compuesto por dos ex presidentes, el uruguayo José Mujica y la brasileña Dilma Rousseff, el vicepresidente boliviano Álvaro García Linera, y la presidenta de Abuelas de Plaza de Mayo, Estela de Carlotto.

Linera se refirió a los aprendizajes de la izquierda latinoamericana después de la primera etapa de gobiernos progresistas. Dijo que se han cometido aciertos, pero también errores, “de los que rápidamente hay que saber recuperarse”. Apuntó que una de las enseñanzas es que “cuando se es oposición lo más importante es la idea, la esperanza”, pero que “cuando se es gobierno, la esperanza sigue siendo un elemento importante, pero no es suficiente: la economía es una tarea que se coloca en el centro de mando”, y agregó que “si la economía falla, la política también lo hace”. Sin embargo, la clave para la durabilidad de un proyecto progresista “va a radicar en la capacidad de transformar las estructuras comunicacionales, morales, lógicas e instrumentales que están anidadas en los cerebros y en los comportamientos colectivos de las personas”.

Después llegó el momento de Carlotto, quien repasó la lucha de Abuelas de Plaza de Mayo y reivindicó que fue colectiva: “Lo más importante es que aprendimos a unirnos y organizarnos, nunca hubiéramos encontrado ni a uno solo de nuestros nietos si nos quedábamos en nuestras casas o si los buscábamos en solitario”, subrayó. Carlotto lamentó que desde que comenzó el gobierno de Mauricio Macri “reaparecieron con fuerza en la escena pública algunos discursos negacionistas”, pero celebró que la sociedad “se levantó una vez más”, y aseguró: “Si mantenemos la esperanza, la perseverancia y nos unimos, volverán tiempos mejores”.

Por último, llegaron los turnos de Rousseff y de Mujica, los más ovacionados por los presentes. Ella señaló que la última fue una década “muy importante” durante la cual en varios países se construyó “una perspectiva diferente” que apostó por “el fortalecimiento del desarrollo de los mercados internos y un crecimiento económico que resultó en un proceso de redistribución de renta”. Este proceso también incluyó “la construcción de la importancia de la integración latinoamericana” y “tornó central el tema del combate a la desigualdad”. Apuntó que en su país hubo “un golpe parlamentario y jurídico” que terminó con ese proceso, que fue sólo “un acto inaugural” que derivó en una “deconstrucción de todo aquello que políticamente se había construido”, empezando con los derechos para las personas de menos recursos y de los trabajadores.

Rousseff celebró que, si bien el actual gobierno pensó que iba a salir fortalecido del proceso, en realidad fue debilitado: “se quedaron perseguidos por el golpe”, aseguró, “hoy son el partido de la corrupción y del golpe”, agregó, y además, “perdieron sus liderazgos” por las causas de corrupción. En cambio, “la producción del golpe fue el crecimiento de la extrema derecha”, personificada en el capitán retirado del Ejército Jair Bolsonaro, segundo en las encuestas por detrás de Luiz Inácio Lula da Silva. En paralelo, señaló Rousseff, tanto Lula como el Partido de los Trabajadores están mejorando en intención de voto. “Al contrario de lo que querían, no nos destruyeron”, celebró.

El cierre del evento estuvo de la mano de Mujica, quien expuso su visión sobre la izquierda latinoamericana. Además de hablar de la necesaria unidad de América Latina y de considerar que es necesario apostar contra la cultura capitalista, consideró que “la humanidad ha tenido una eterna y permanente lucha”, que hoy se traduce en “los términos izquierda y derecha”, pero marcó que “las expresiones políticas de la cara conservadora de la historia y de la cara solidaria son permanentes”, por eso, agregó: “Nunca estaremos derrotados, porque nunca triunfaremos definitivamente”.

08
Dic
17

Alberto metol ferré … uruguay

Methol y el Uruguay como problema

escribe: Cr. Alberto Couriel / analista

 

Se están cumpliendo 50 años de la publicación “El Uruguay como problema” de Alberto Methol Ferré y el Cefir le organizó un homenaje por dicho evento, en la que tuve el honor de participar. Methol, el Tucho como le decíamos, fue un querido amigo. Lo conocí en el Sorocabana de la plaza Libertad y me habló tanto que me dejó tartamudo por dos días. Compartimos una mesa de café nocturna y diaria en el Palace, en la rinconada de la Plaza Independencia. Entre otros también concurría Carlos Real de Azúa, así que yo aprendía enormemente. Methol era una especie de sabio, historiador, filósofo, teólogo. En esa época participamos juntos en el equipo asesor de Seregni, desde enero de 1971.

En cada reunión el Tucho era capaz de lanzar 4 o 5 ideas novedosas. Probablemente de ellas solo una era creativa y valiosa. Pero siempre había por lo menos una, que nos hacía pensar y reflexionar. En 2008, volvimos a compartir una tarea política ayudando a la candidatura de José Mujica. El Tucho lo comparaba con Herrera. Decía que Herrera era el Mujica del patriciado y Mujica era el Herrera de los pobres. Tenía dos grandes pasiones: la santa madre iglesia y la integración regional.

“El Uruguay como problema” lo escribe a fines de 1966 y se publica en 1967 en el que discute la viabilidad del país. Lo escribe en una etapa de crisis económica, social y política del Uruguay. Estancamiento económico, inflación que alcanzó a los tres dígitos y quiebras de bancos son indicadores de la crisis económica. Se suceden los enfrentamientos sociales, que me hacen decir en la época, que se había profundizado la lucha de clases, con grandes empresarios en el gabinete ministerial. La crisis política surge con nitidez del desprendimiento de las alas progresistas de los partidos Blanco y Colorado para la fundación del Frente Amplio.

Methol entiende que se agotó el modelo basado en la renta diferencial que surgía del sector agropecuario y centra su análisis en la democracia, la industria y la integración económica regional. Los enfrentamientos sociales y políticos ponían en tela de juicio los principios democráticos. El tamaño del mercado impedían el proceso de industrialización y éste requería de la integración económica.

La salida se basaba en la unidad de la Cuenca del Plata o del Cono Sur, que integraban Brasil, Argentina, Paraguay, Uruguay y Bolivia, con posibilidades de agregar a Chile. Planteaba la necesidad de que Uruguay jugara como nexo entre Argentina y Brasil, que eran los países centrales para este proceso. A su vez, debía jugar con Paraguay, Bolivia y Chile para hacer contrapeso de la fuerza de Argentina y Brasil. Planteaba también que Brasil debería tener una política de fraternidad y no de hegemonía.

Methol escribe en 1999 “Los Estados Continentales” donde reafirma las tesis del “Uruguay como problema” El nuevo espacio ya no es la Cuenca del Plata sino la América del Sur. El Mercosur debe jugar un papel central, porque se basa en la unidad de Argentina y Brasil. Methol se plantea la existencia de Estados Continentales Industriales, cuyo origen fueron EEUU y la URSS y que en la nueva etapa Methol plantea a EEUU, China, Rusia, la Unión Europea e India.

Methol considera que la América del Sur tiene que culminar en un Estado Continental Industrial para tener peso en el mundo. Es la escala indispensable para tener alguna influencia en las decisiones mundiales.

Entendemos que en la actualidad existen rasgos de vigencia del pensamiento de Methol. El actual mundo internacional muestra la hegemonía militar y comunicacional de EEUU, el predominio financiero y tecnológico, pero en el campo comercial China pasó a ser la primera potencia. Para América del Sur este predominio de China en el ámbito comercial no es menor, porque China es el primer comprador de Brasil, Uruguay, Chile y Perú y el segundo comprador de Argentina. Pero el intercambio comercial con China es del estilo Centro –Periferia. Le vendemos recursos naturales con bajo valor agregado y nos vende productos de alta y media tecnología.

La región va a seguir colocando recursos naturales por muchos años, pero es muy relevante que sea con el mayor valor agregado posible y que se incorporen los avances tecnológicos necesarios. Pero esto no es suficiente para resolver el problema del empleo y los requerimientos sociales correspondientes. Para ello, es imprescindible retomar las ideas de Methol, de la necesidad de la integración económica sobre la base de participar en cadenas de valor, regionales e internacionales, para colocar en el exterior rubros de alta y media tecnología.

Vivimos el mundo del conocimiento, de los avances tecnológicos y de las innovaciones y por lo tanto es imprescindible que la región participe colocando rubros de alta y media tecnología. Para un país como Uruguay, es imposible realizarlo si no es por la vía de la integración económica. Para ello el proceso de complementariedad productiva, de integración productiva es esencial y es el gran desafío para el futuro del Mercosur y de la integración.

La realidad política actual no ayuda para estas nuevas cadenas de valor. Por el contrario, se están planteando tratados de libre comercio, como Mercosur y Unión Europea, donde impera el secretismo y no hay estudios de impactos en cada país, especialmente de empleo. La liberalización tarifaria va a impactar el empleo en los sectores industriales de los países del Mercosur, a cambio de alguna cuota para carne y etanol. Nosotros nos abrimos, nos liberalizamos, desregulamos e inclusive privatizamos y si hay cláusula trinquete, no podemos retroceder.

La Unión Europea mantiene sus ayudas a los productores agrícolas, las cuotas, los rubros sensibles y formas de protección por vía sanitaria y antidumping. Son acuerdos comerciales que mantienen la relación centro-periferia, que no me ayudan a la integración económica, que me van a afectar el futuro desarrollo. Esperamos una discusión interna de este factible acuerdo, hoy con más posibilidades por la existencia de gobiernos derechistas en Argentina y Brasil. Nosotros seguiremos peleando por las viejas ideas del Tucho Methol. Queremos acuerdos, pero con mayores beneficios para los países de la periferia.

07
Dic
17

abuelas plaza de mayo

Andrea, nieta número 126 recuperada por Abuelas de Plaza de Mayo, ayer, en conferencia de prensa

Abuelas de Plaza de Mayo presentó a la nieta 126

 

“Esta vez no pudieron. El amor le ganó al odio”, dijo en una conferencia de prensa Andrea, la nieta 126 recuperada por Abuelas de Plaza de Mayo. La mujer, de 40 años, dijo que está “feliz de haber conocido la verdad” y afirmó que se le “completó la vida” con la información acerca de su identidad. “Pasé de ser abandonada, vendida, regalada, no deseada, de vivir con eso, a sentir que fui querida, deseada, buscada y que tengo una familia hermosa. Tengo una abuela, no lo puedo creer”, dijo.

Andrea conocerá a su abuela Blanca Díaz de Garnier en Concepción del Uruguay, donde ella vive y donde nació su padre. Es hija de dos desaparecidos, Violeta Ortolani y Edgardo Garnier, y nació en enero de 1977 durante el cautiverio de su madre. Violeta nació en la ciudad de Buenos Aires y se mudó a La Plata para estudiar ingeniería química en la facultad, donde comenzó su militancia política y conoció a Edgardo. Ambos militaron en el Frente de Agrupaciones Eva Perón. Ella militó también en la Juventud Universitaria Peronista y él, en la Juventud Peronista. Se casaron en agosto de 1976, cuando Violeta estaba embarazada de tres meses.

En diciembre, Violeta fue secuestrada. Edgardo la buscó “por cielo y tierra”, pero no la encontró, contó la presidenta de Abuelas de Plaza de Mayo, Estela de Carlotto. Tres meses después de que Violeta fuera secuestrada, también lo fue Edgardo. Los dos permanecen desaparecidos.

Más acá en el tiempo, Andrea recurrió a Abuelas de Plaza de Mayo porque alguien de su entorno familiar le dijo que no era la hija biológica de quienes la habían criado, que ya habían muerto, contó la organización en un comunicado. Fue derivada a la Comisión Nacional por el Derecho a la Identidad, donde aportó información y una muestra de ADN; fueron los resultados de esas pruebas los que confirmaron que es la hija de Violeta y Edgardo. “Inmediatamente accedió a acercarse a Abuelas para encontrarse con su familia y con compañeros de militancia de sus padres”, agrega el texto.

En la conferencia, Andrea –a quien sus padres querían llamar Vanessa– llamó a quienes tengan dudas sobre su identidad a acercarse a Abuelas, como lo hizo ella. La organización manifestó en el comunicado que este caso subraya la importancia de que “quienes tienen algún dato sobre un posible hijo de desaparecidos hablen con él” para ayudarlo “a vivir en la libertad que sólo ofrece la verdad”.

En el texto también se menciona que la partida de nacimiento de Andrea, que es falsa, está firmada por Juana Fanicevich. Desde 2015 la Unidad Especializada en casos de apropiación investiga 93 partidas de nacimiento firmadas por esta obstetra, ya fallecida, después de que se detectara que había falsificado varias. Uno de los grandes obstáculos que enfrentan los casos que están siendo investigados es que no siempre quienes podrían ser hijos de desaparecidos quieren brindar voluntariamente una muestra de ADN y no todos los jueces están dispuestos a exigirla. Esta investigación tuvo como consecuencia que, en octubre de 2016, se restituyera el nieto 121, Maximiliano, hijo de Ana María Lanzillotto y Domingo Menna. Maximiliano fue contactado y brindó una muestra de ADN voluntariamente después de que se detectara que su partida de nacimiento tenía inconsistencias y estaba firmada por Fanicevich.

En el comunicado emitido ayer, las Abuelas replican el llamado a toda la sociedad para que colabore. “Vamos quedando pocas Abuelas, hace pocos días tuvimos la tristeza de despedir a dos grandes compañeras”, afirman, antes de pedir, “con la urgencia del tiempo que corre”, colaboración para encontrar a los más de 350 nietos que siguen sin ser identificados.

04
Dic
17

la guerra de los 6 días

Entrevista a Ilan Pappe

“Israel convirtió Palestina en la mayor cárcel del mundo”

escribe: Mustafa Abu Sneineh / Middle East Eye
Traducido del inglés para Rebelión por Beatriz Morales Bastos.

El resultado de la Guerra de los Seis Días de 1967 entre Israel y los ejércitos árabes fue la ocupación de Cisjordania y la Franja de Gaza.
Israel vendió la historia de que esta guerra fue fortuita, pero nuevos documentos históricos y actas de los archivos demuestran que Israel estaba bien preparado para ella.

En 1963 figuras de las administraciones militar, legal y civil se inscribieron en un curso en la Universidad Hebrea de Jerusalén para establecer un plan exhaustivo acerca de cómo encargarse de los territorios que Israel iba a ocupar cuatro años después y gestionar al millón y medio de palestinos que vivían en ellos. Venía motivado por el fracaso de la forma como Israel se encargó de los palestinos de Gaza mientras duró su corta ocupación durante la crisis de Suez en 1956.

En mayo de 1967, unas semanas antes de la guerra, los gobernadores militares israelíes recibieron unas cajas que contenían instrucciones legales y militares sobre cómo controlar las ciudades y pueblos palestinos. Israel iba a transformar Cisjordania y la Franja de Gaza en megacárceles bajo régimen y vigilancia militar.

Las colonias, los checkpoints y el castigo colectivo formaban parte de este plan, como demuestra el historiador israelí Ilan Pappe en [su último libro] The Biggest Prison on Earth: A History of the Occupied Territories [La mayor cárcel del mundo: historia de los territorios ocupados], un relato detallado de la ocupación israelí.

Este libro, que se publicó en el quincuagésimo aniversario de la guerra 1967, ha sido seleccionado para los Premios del Libro Palestino 2017 organizados por Middle East Monitor y que se anunciará en Londres el 24 de noviembre. Pappe habló con Middle East Eye acerca del libro y lo que revela.

Middle East Ey : ¿En qué sentido este libro se basa en su libro anterior, The Ethnic Cleansing of Palestine [ La limpieza étnica de Palestina ] (1), sobre la guerra de 1948?

Ilan Pappe: Sin duda es una continuación de mi libro anterior, La limpieza étnica de Palestina, que describe los acontecimientos de 1948. Considero que todo el proyecto del sionismo es una estructura y no simplemente un acontecimiento. Una estructura de colonialismo de asentamiento por medio de la cual un movimiento de colonos coloniza una patria. Mientras no se complete la colonización y la población originaria resista por medio de un movimiento de liberación nacional, cada uno de los periodos que estudio no es sino una fase dentro de la misma estructura.

Aunque The Biggest Prison es un libro de historia, continuamos en el mismo capítulo histórico. Todavía no ha terminado. Así que en este sentido probablemente debería haber más adelante un tercer libro que analice los acontecimientos del siglo XXI y cómo se está implementando en la nueva era la misma ideología de limpieza étnica y desposesión, y como los palestinos resisten a ello.

MEE: Usted afirma de que en junio de 1967 tuvo lugar una limpieza étnica. ¿Qué les ocurrió a los palestinos de Cisjordania y Gaza en ese momento? ¿En qué sentido fue diferente de la limpieza étnica de la guerra de 1948?

IP: En 1948 hubo un plan muy claro de tratar de expulsar a la mayor cantidad posible de palestinos de la mayor cantidad posible de Palestina. El proyecto de colonialismo de asentamiento creía que tenía el poder de crear un espacio judío en Palestina en el que no habría en absoluto palestinos. A la hora de la verdad no funcionó bien del todo, aunque como todo el mundo sabe tuvo bastante éxito. Un 80 % de los palestinos que vivían en lo que se pasaría a ser el Estado de Israel se convirtieron en refugiados.

Como muestro en el libro, había algunos políticos israelíes que pensaron que quizá podíamos hacer en 1967 lo que hicimos en 1948. Pero la inmensa mayoría de ellos entendió en la guerra de 1967 fue una guerra muy corta, duró seis días, y ya existía la televisión y bastantes de las personas a las que querían expulsar ya eran refugiados de 1948.

Por lo tanto, creo que la estrategia no era la limpieza étnica tal como se implementó en 1948. Era lo que yo denominaría una limpieza étnica progresiva. En algunos casos expulsaron a multitud de personas de algunas zonas como Jericó, la Ciudad Vieja de Jerusalén y los alrededores de Qalqilya. Pero en la mayoría de los casos decidieron que un régimen militar y un asedio para encerrar a los palestinos en sus propias zonas sería tan beneficioso como expulsarlos.

Desde 1967 hasta hoy en día hay una limpieza étnica muy lenta que probablemente se extiende a lo largo de un periodo de 50 años y es tan lenta que a veces solo afecta a una persona al día. Pero si se considera el periodo entero, desde 1967 hasta hoy, estamos hablando de cientos de miles de palestinos a los que no se permite volver a Cisjordania o a la Franja de Gaza.

MEE: Usted diferencia entre dos modelos militares que utiliza Israel, el modelo de cárcel abierta en Cisjordania y el modelo de cárcel de máxima seguridad en la Franja de Gaza. ¿Cómo define usted estos dos modelos? ¿Se trata de términos militares?

IP: Utilizo estos términos como metáforas para explicar los dos modelos que Israel ofrece a los palestinos en los territorios ocupados. Insisto en utilizar estos términos porque creo que la solución de los dos Estados en realidad es el modelo de cárcel abierta.

Los israelíes controlan los territorios ocupados directa o indirectamente y tratan de no penetrar en las ciudades y pueblos palestinos muy densamente poblados. Dividieron la Franja de Gaza en 2005 y todavía están dividiendo Cisjordania. Hay una Cisjordania judía y una Cisjordania palestina que ya no es una zona territorial continua.

En Gaza los israelíes son los guardianes que mantienen encerrados a los palestinos respecto al mundo exterior, pero no interfieren en lo que hacen dentro. Cisjordania es como una cárcel al aire libre a la que se envían delincuentes menores a quienes se les concede más tiempo para salir y trabajar fuera. Dentro el régimen no es duro, pero sigue siendo una cárcel. Hasta el presidente palestino Mahmoud Abbas necesita que los israelíes le abran la puerta si va de la Zona B a la C (2). Y en mi opinión es muy simbólico el hecho de que el presidente no se pueda mover sin que el carcelero israelí le abra la puerta de la jaula.

Por supuesto, todo el tiempo hay una respuesta palestina ante esto. Los palestinos no son pasivos y no lo aceptan. Vimos la primera y la segunda Intifada, y quizá veamos una tercera Intifada. En su mentalidad de gestores de la cárcel, los israelíes les dicen a los palestinos que si se resisten les quitarán todos su privilegios, como se hace en la cárcel. No podrán trabajar fuera. No podrán moverse libremente y se les castigará colectivamente. Es el tipo de lado punitivo de ello, el castigo colectivo como represalia.

MEE: La comunidad internacional condena tímidamente la construcción o expansión de colonias israelíes en los territorios [palestinos ocupados]. No lo consideran una parte fundamental de la estructura colonial israelí que usted describe en su libro. ¿Cómo empezaron las colonias israelíes?¿Su base fue racional o religiosa?

IP: Después de 1967 había dos mapas de colonias o de colonialismo. Había un mapa estratégico que fue concebido por la izquierda en Israel. El padre de este mapa fue el difunto Yigal Allon, el principal estratega, que trabajó con Moshe Dayan en 1967 acerca de un plan para controlar Cisjordania y la Franja de Gaza. Su principio era estratégico y no tanto ideológico, aunque creían que Cisjordania pertenecía a Israel.

Estaban más interesados en asegurarse de que los judíos no se asentaban en zonas árabes densamente pobladas. Afirmaban que ahí donde los palestino s no vivían concentrados podíamos asentarnos . Así que emp e zaron con el valle del Jordán porque ahí había pueblos pequeños pero no está densamente poblado como otras parte s.

El problema para ellos fue que al mismo tiempo que elaboraban su mapa estratégico emergía un nuevo movimiento religioso mesiánico , Gush Emunim, un movimiento religioso nacional de judíos que no se querían asentar según el mapa estratégico. Querían asentarse según el mapa bíblico . Tenían la idea de que la Biblia es un libro que te dice exactamente dónde están las antiguas ciudades judías. Y da la casualidad que ese mapa quería decir que los judíos deben asentarse en medio de Nablus, Hebrón y Belén, en medio de las zonas palestinas.

Al principio el gobierno israelí trató de controlar a este movimiento bíblico de manera que se asentaran más estratégicamente. Pero varios periodistas israelíes han demostrado que Shimon Peres, el ministro de Defensa a principios de la década de 1970, decidió permitir los asentamientos bíblicos. Los palestinos de Cisjordania se vieron expuestos a dos mapas de colonización, el estratégico y el bíblico.

La comunidad internacional entiende que según el derecho internacional carece de importancia que las colonias sean estratégicas o bíblicas, todas son ilegales.

Pero lo desacertado es que desde 1967 la comunidad internacional aceptó la fórmula israelí según la cual “las colonias son ilegales, pero es algo provisional; una vez que haya paz nos aseguraremos de que todo sea legal. Pero mientras no haya paz necesitamos las colonias porque todavía estamos en guerra con los palestinos”.

MEE: Usted afirma que la palabra “ocupación” no es la adecuada para describir la realidad en Israel, Cisjordania y la Franja de Gaza. Y en el diálogo que mantuvo con Noam Chomsky, On Palestine [Sobre Palestina], usted critica el término “proceso de paz”. Es controvertido. ¿Por qué no son adecuados estos términos?

IP: Creo que el lenguaje es muy importante. La manera de plantear una situación puede afectar a las posibilidades de cambiarla.

Hemos estado planteando la situación en Cisjordania, en la Franja de Gaza y dentro de Israel con un diccionario y unas palabras equivocados. Ocupación siempre significa una situación provisional.

La solución para la ocupación es el fin de la ocupación, el ejército invasor vuelve a su país, pero esta no es la solución ni en Cisjordania o Israel ni en la Franja de Gaza. Yo sugiero que se trata de colonización, aunque parezca un término anacrónico en el siglo XXI. Creo que debemos entender que Israel está colonizando Palestina. Empezó a colonizarla a finales del siglo XIX y sigue colonizándola hoy.

Existe un régimen de asentamiento colonial que controla toda Palestina de diferentes maneras. En la Franja de Gaza lo controla desde fuera. En Cisjordania lo controla de manera diferente en las Zonas A, B y C. Tiene políticas diferentes respecto a los palestinos en los campos de refugiados, donde no permite a los refugiados regresar. Eso es otra manera de mantener la colonización, no permitiendo retornar a las personas que fueron expulsadas. Todo ello forma parte de la misma ideología.

Así pues, creo que cuando se ponen juntos los términos proceso de paz y ocupación crean la falsa impresión de que lo único que hace falta es que el ejército israelí se vaya de Cisjordania y la Franja de Gaza, y tener paz entre Israel y la futura Palestina.

Actualmente el ejército israelí no está en la Franja de Gaza ni está en la Zona A. Apenas está en la Zona B, donde no debe estar. Pero no hay paz. Hay una situación que es mucho peor que la que había antes de los Acuerdos de Oslo en 1993.

El llamado proceso de paz permitió a Israel llevar a cabo más colonización, pero esta vez con el apoyo internacional. Por consiguiente, sugiero hablar de descolonización y no de paz. Sugiero hablar de cambiar el régimen legal que gobierna la vida de israelíes y palestinos.

Creo que deberíamos hablar de un Estado de apartheid. Deberíamos hablar de limpieza étnica. Deberíamos encontrar con qué sustituir al apartheid y tenemos un buen ejemplo en Sudáfrica. Lo único que puede sustituir al apartheid es un sistema democrático, una persona un voto o, cuanto menos, un Estado binacional. Creo que este es el tipo de palabras que se debería empezar a utilizar porque si continuamos utilizando las palabras de siempre seguimos perdiendo tiempo y energías, y no cambiaremos la realidad sobre el terreno.

MEE: ¿Qué depara el futuro al régimen militar israelí sobre los palestinos? ¿Vamos a ver un movimiento de desobediencia civil como el que hubo el pasado mes de julio en Jerusalén?

IP: Creo que veremos desobediencia civil no solo en Jerusalén sino en toda Palestina, lo que incluye a los palestinos que viven dentro de Israel. La propia sociedad civil no aceptará para siempre este tipo de realidad. No sé que medios utilizará. Podemos ver qué ocurre cuando no se tiene una estrategia clara desde arriba: los individuos deciden hacer su propia guerra de liberación.

El caso de Jerusalén fue, en efecto, impresionante, nadie creía que una resistencia popular pudiera obligar a los israelíes a retirar las medidas de seguridad que habían impuesto a Haram al-Sharif [Explanada de las Mezquitas (3)]. Creo que este puede ser el modelo, una resistencia popular para el futuro que no está en todas partes sino en partes diferentes.

La resistencia popular continúa todo el tiempo en Palestina. Los medios de comunicación no informan sobre ello. Pero la gente se manifiesta todos los días contra el apartheid, la gente se manifiesta contra la expropiación de la tierra, se pone en huelga de hambre porque tienen presos políticos. Continúa la resistencia palestina desde abajo. La resistencia palestina desde arriba está en suspenso.

 

Notas de la traductora:
(1) Edición en castellano: La limpieza étnica de Palestina, Barcelona, Crítica, 2008, traducción al castellano de Luis Noriega.
(2) Según los acuerdos de Oslo Cisjordania se dividió en tres zonas:
– La Zona A, bajo control civil y militar palestino. Comprende el 3 % de Cisjordania y alberga al 20% de su población. Incluye las grandes ciudades como Yenín, Tulkarem, Nablús, Ramala o Belén. Desde 2005 la Franja de Gaza pasó a ser Zona A.
– La Zona B, bajo un control mixto: control civil palestino y control militar israelí. Incluye los pueblos y alrededores de la Zona A, lo que supone el 27 % de Cisjordania y el 70 % de su población.
– La Zona C, bajo control civil y militar israelí y constituye el resto de Cisjordania, es decir, el 70 % de su territorio. Está formada por la mayor parte de las tierras fértiles de la región. Esta zona incluye todas las carreteras que conducen a las colonias israelíes, las zonas tampón (cerca de las colonias, del Muro y de las zonas estratégicas) y casi todo el valle del Jordán, de Jerusalén Este y del desierto.
(3) Véase, por ejemplo, http://www.lavanguardia.com/internacional/20170727/43125893598/israel-retira-todas-las-medidas-de-seguridad-de-las-entradas-a-al-aqsa.html
Fuente: http://www.middleeasteye.net/news/interview-ilan-pappe-44144233



diciembre 2017
D L M X J V S
« Nov    
 12
3456789
10111213141516
17181920212223
24252627282930
31