Archive Page 2

03
Dic
17

cannabis uruguay/feria

El templo del faso

La misa cannábica es tanto una charla panel como una “fumata” (como le decían los ministros del Interior en los 90) en la que jóvenes –y no tanto– con rastas o camisas de agroboy escuchan reggae bajo el sol de una tarde de diciembre en Montevideo. Jardineros de cannabis, cultivadores, jóvenes entusiastas de la ganja, empresarios de España y Holanda con tatuajes y zapatillas de base amplia, gorra deportiva, cool dressing y jeans rasgados se mezclan entre termo, mates y riñoneras con una chala verde. Estarán algunos de los grow shops de la ciudad, habrá stands, bebidas frías, vitrinas y escaparates. Plantas de marihuana, claro, y todo el mundo que las rodea en Montevideo y en alrededores regionales. Carritos de bebés y turistas. Tipos fumando extracciones variadas, puestos con jugos y glotonería de fast food truck para el bajón, la voracidad que vive quien fuma y come. Fasitos por todos lados, obviamente. Stands que venden tanto una lamparita de sodio de 400 watts para el jardín interior como mezclas de tierra para tal y cual fase del crecimiento de la planta. Es la Expo Cannabis.

Desde el viernes y hasta el domingo de la semana que viene, de 14.00 a 22.00, la Expo Cannabis vuelve al Latu (Avenida Italia y Bolivia). Reunión de interesados en todo lo relacionado con la marihuana, el evento era impensable hace tan sólo una década, cuando había que fumar a escondidas. Ahora, en cambio, tenemos cosechas gourmet y el porro también puede ser catado. Incluso hay quien se apaña y hasta levanta muros de cáñamo, aunque falta para construir una casa entera del material.

Expo Cannabis es tanto un mercado agrícola del cannabis como un debate político. Por eso, entre otras cosas, habrá una carpa de cultivo con talleres varios. Por ejemplo, para aprender qué es eso del sistema endocannabinoide que todos tenemos dentro, cuáles son sus funciones y qué regula o modula. Jardineros estrella hablarán de cómo hacer abonos orgánicos, otros de cultivo orgánico; otros importaron una cañamiza para hacer ladrillos de cáñamo en vivo y directo y aprender la técnica.

A los que les duela algo podrán ir al consultorio de medicina cannábica, en el que las doctoras administrarán las expectativas de crecientes porciones de abuelas y niños, madres y padres interesados en ver si este, aquel o el otro dolor se les puede ir con el santo aceite del ahora milagroso cannabis.

Habrá también un taller de testeo de otras sustancias. Los activistas de Imaginario 9 van a estar todo el sábado haciendo pruebas a las drogas que se venden en los kioscos “ilegales”. Es decir, no se trata de llevar el cogollito propio al testeo, sino otras cosas fuera del circuito legal.

Las actividades son muchísimas –se trata de un evento que incluye un coloquio internacional, la Cannabis Conference, con expertos de la región y el mundo– y el programa completo se puede consultar en http://www.expocannabis.uy.

La expo es una de las pocas actividades “cannábicas” que reúne a todas las tribus: las que vienen de afuera y aprovechan a probar nuestras playas, las que hacen del cannabis un negocio, las que hacen de la planta una fiesta.

Por si fuera poco, será una buena chance de escuchar de primera mano lo que diga el gobierno. Hablará el prosecretario de Presidencia y presidente de la Junta Nacional de Drogas, Juan Andrés Roballo, y habrá debate con diputados opositores. Seguramente el público tenga algo para decir. Seguramente el público tenga algo para fumar.

 

Nota de La Diaria / Uruguay

Anuncios
03
Dic
17

cuba …

Centro de estudios demográficos de la universidad de la habana

Retrato dinámico de la población cubana

El 9 de febrero de 1972 se funda el Centro de Estudios Demográficos de la Universidad de la Habana (Cedem)

 

escribe: Lisandra Fariñas Acosta | lisandra@granma.cu

Cuba no debe perder de vista la importancia de una política de población a nivel macro, como su visión territorial.

Cuba no debe perder de vista la importancia de una política de población a nivel macro, como su visión territorial. Foto: Yaimí Ravelo

Cuando en pleno año 1967 el entonces equipo de «Fuerza de Trabajo», del Instituto de Economía —actual Facultad de Economía de la Universidad de La Habana—, desarrollaba investigaciones como la encuesta del Plan Especial “Antonio Maceo”, en Guane, el Censo de Población del Plan “Nuevo Mundo”, en Batabanó y los estudios sociodemográficos de Santiago de Cuba, Bayamo e Isla de Pinos (actual Isla de la Juventud); quizá sus integrantes no tenían del todo clara la idea, de que estaban sentando las bases de lo que sería luego una institución decisiva para la ciencia y el desarrollo de la sociedad cubana.

Porque de aquel grupo, que apenas dos años después pasó a llamarse Equipo de Demografía, y el cual reunía nombres como el de Sonia Catasús Cervera, Oscar Rodríguez Mazorra, Alfonso Farnós Morejón, Raúl Hernández, entre otros, nacieron las primeras acciones de sensibilización por el conocimiento de los problemas demográficos del país y del interés por esta rama. Asimismo, se gestó la idea de constituir un centro que se dedicase a los estudios de esta especialidad.

En la fecha del 9 de febrero de 1972 se ubica la fundación oficial del Centro de Estudios Demográficos de la Universidad de la Habana (Cedem), que 45 años después sigue apostando al progreso de la sociedad cubana, a punto de partida de los resultados de alto impacto social de las investigaciones, que en el campo del análisis demográfico, y de los estudios de población-desarrollo, lleva a cabo esta institución.

Doctor Antonio Aja, director del Centro de Estudios Demográficos de la Universidad de La Habana. Foto: Cortesía del Cedem.

«La ciencia en sentido general, en cualquier sociedad, está llamada siempre a adelantarse a los propios procesos sociales, y si es el caso de las ciencias sociales, mucho más. Debe la ciencia intentar explicar, proyectar y pronosticar los procesos sociales y debe también de aportar a la ejecución política y de gobierno, elementos para la toma de decisiones», explica a Granma el profesor Antonio Aja, director del Cedem, quien apunta que justamente el centro está inmerso en este proceso.

«Nuestra misión nos lleva también a tener que trabajar en la formación de quienes estudian todos estos procesos, que son los demógrafos. La demografía es una ciencia que, se nutre de otras, y cuyo núcleo agudo está en la estadística, la matemática, la economía, pero que como estudia la población, cada vez más se mueve en serias relaciones con otras ciencias sociales, e incluso con ciencias naturales y exactas y la medicina. Por tanto, el demógrafo se forma a partir de cualquiera de estas especialidades, en el tercer y cuarto nivel de educación a partir del postgrado. Nuestro objetivo es también la formación de demógrafos, lo cual hemos ido desarrollando a través de la Maestría en Estudios de Población, y más recientemente en un línea doctoral en Ciencias Demográficas».

«Al cumplir 45 años, si revisamos lo que hemos hecho en todo este tiempo, nos percatamos de que estamos cumpliendo en determinada medida ese rol de estudiar a la población cubana, desde el ángulo que nos compete, que es la demografía. Ello se traduce en la investigación del comportamiento de la población en el orden reproductivo, de expectativa de vida, de la familia, la movilidad espacial de esa población, es decir, la migración, entendida tanto dentro de las fronteras nacionales como en el orden internacional, con una importante mirada de género en cada uno de estos aspectos», señaló.

A su juicio, y partiendo del escenario demográfico actual de Cuba, Aja apuntó que hay un proceso, el cual quizá sea el más divulgado en nuestro país en los últimos tiempos. «Se trata del envejecimiento demográfico. Cuba es el país más envejecido de América Latina y el Caribe, con el 19, 8 % de su población con 60 años y más. Es un desafío, no un problema, porque significa que tenemos una población importante que vive más, con un grupo de saberes, de experiencia acumulada… Pero al mismo tiempo es un reto, en primer lugar económico, y desde el punto de vista social y familiar».

En ese orden, comentó, Cedem se ha ido posicionando en la investigación de las variables demográficas, así como en el estudio de estas y su relación con el desarrollo, centrando sus esfuerzos también en una mirada en particular muy importante, que es la visión territorial, local de todos estos procesos.

«Gracias al apoyo que siempre hemos tenido de la Universidad de La Habana, donde nos encontramos, y de la cooperación internacional, en especial la agencia del Fondo de Población de las Naciones Unidas, Unfpa, nos hemos posicionado en un importante número de provincias y territorios del país».

Ello, agregó el entrevistado, es fruto además de alianzas que ha establecido el Cedem con instituciones académicas, dígase universidades, las direcciones del Ministerio de Ciencias, Tecnología y Medio Ambiente, el Ministerio de Salud Pública, en específico con el Programa de Atención Materno Infantil, la Oficina Nacional de Estadísticas e Información, el Instituto de Planificación Física, entre otros, en función de poder estudiar las características de determinadas zonas del país, aportar evaluaciones y valoraciones sobre las mismas, la información que se obtiene acerca de ellas, e incluso formular propuestas de intervención y políticas al respecto.

«En muchas provincias ya se cuenta con gobiernos y administraciones que reconocen el tema de la población, pero tenemos un apoyo trascendental en los Lineamientos de la Política Económica y Social, que llevan aparejado un mandato para el Cedem de estudiar la dinámica de la población, lo cual también permite avanzar en ese sentido».

«La población es objeto y sujeto del desarrollo y como tal hay que reconocerla», subrayó el profesor Aja. Para el académico, Cuba se mueve en esa dirección y no debe perderse de vista que tan importante es una política de población a nivel macro, como su visión territorial.

«Las dinámicas demográficas cambian de un territorio a otro. Por ejemplo, en el Occidente cubano se recibe migración de Oriente y Centro, quizá la tasa de fecundidad es baja, si la comparamos con el Oriente. Cuba tiene elementos disfuncionales como una fecundidad adolescente, que para nada se compara con la fecundidad adolescente de América Latina y el Caribe; pero para nosotros, por nuestras condiciones, por nuestro proyecto social, es alta, y si tenemos en cuenta el sistema de salud y educación, resulta más disonante que ello suceda», refirió el experto, que coloca este como uno de los temas fundamentales a considerar hoy en la dinámica demográfica del país.

Asimismo, «en la misma medida que la población envejece, pues las causas de las enfermedades se modifican y la mortalidad debe aumentar. Es un proceso a atender también. Por otra parte, en el análisis tenemos el gran tema del envejecimiento, en el sentido de la calidad de vida con la que se envejece; y en ese aspecto se incluyen las relaciones intergeneracionales, es decir, la convivencia en un hogar, bajo el mismo techo, en un ómnibus, en la calle o un centro laboral, de varias generaciones de cubanos. Y subrayo convivencia, no choque, lo cual hace que este proceso deba marchar en gran medida mediante la capacitación, educación y comunicación, donde la prensa desempeña un papel fundamental».

Según precisa el director del Cedem, la misma condición económica del país es decisiva. «En la medida en que el país, el proyecto económico y social avance, el PIB crezca y eso se vea reflejado en la familia cubana, en las condiciones de vida, en la cotidianidad del hogar; en esa misma medida también los indicadores demográficos, no es que vayan a modificarse, pero sí reciben un aliento diferente. Ello no quiere decir que porque mejoren las condiciones económicas amentará la tasa de fecundidad, porque no es así. Hay suficientes investigaciones y registros históricos para demostrar que no es un proceso que curse de ese modo. Sin embargo no se puede renunciar a que la mujer cubana quiera tener los hijos que desee, cuando lo desee, y que la situación económica no sea un impedimento para ello. Son dos relaciones diferentes, en ese orden; y son elementos que no pueden desdeñarse de ninguna manera».

Dentro de este tema del envejecimiento, el académico sitúa otro asunto igualmente vinculado a la economía: la jubilación y las pensiones. «Una cuestión hoy difícil de modificar si no se modifican asimismo las políticas económicas. Se puede capacitar, educar, hacer muchas cosas en el área comunicacional, pero ello tiene un tope, el que determina la jubilación de cada cual».

Además, dijo, el envejecimiento lleva una carga adicional para la mujer joven. «Hay muchas familias que sufren el tema de la migración, un fenómeno que si bien no constituye un elemento que define el envejecimiento, sí incide en el crecimiento demográfico de manera general porque es población que se pierde cuando migra, y en segundo lugar porque sí influye en la estructura por edades de la población. La migración es esencialmente joven, como sucede en el mundo entero», explicó Aja.

Si bien todos estos temas son susceptibles al ámbito de la subjetividad, la fecundidad y el envejecimiento demográfico son dos asuntos donde ello se refleja de manera particular. De acuerdo con el entrevistado, esto guarda relación no solo con las condiciones de vida, «sino con las subjetividades de cómo se siente la persona que está envejeciendo, si se siente o no acompañada. Y esta carga subjetiva, que por lógica se encuentra presente en la medida que se envejece, cuando se está en soledad, es mayor. Y es parte de lo que hoy sucede».

Muchos más retos surgen, y entre estos Aja mencionó además a la mujer, «en la necesidad de pensar cómo y a qué sectores de la economía se está incorporando y a cuáles no. Este es un elemento que trae de la mano un riesgo significativo, de cara a un proyecto que hoy potencia la economía no estatal, pero que no significa que todo lo que se estimule sea lo que realmente el desarrollo de la economía necesita; y que la fuerza de trabajo, en particular la femenina, se mueva a ese sector. Hay un tema vital en eso, en desentrañar las estadísticas», ejemplificó.

Asimismo, hay desafíos en la disonancia existente entre los altos niveles de educación de la población, y el hecho de que muchas veces esta no se traduce luego en resultados para el individuo y la sociedad. «Poco avanzamos si tenemos un grupo de profesionales dedicados a labores que no son las estudiadas, entre estos un gran número de mujeres. Es una pérdida que se da, un descenso profesional, pero al mismo tiempo es un proceso complejo, porque pasan las necesidades individuales de por medio».

Otra alerta la sitúa el entrevistado en la descapitalización de las zonas rurales, proceso que hoy es un hecho en Cuba. « Es muy difícil, luego de que un país pierde una tradición en el campo, poder retomarla. Históricamente las labores agrícolas eran desempeñadas por personas adultas jóvenes, no por adultos mayores; y hoy nuestros campos están envejecidos, y a los hijos no siempre les interesa continuar esta tradición. Parte de ese problema conlleva inversión en ciencia y tecnología, pero también atender las dinámicas de estas poblaciones», precisó el profesor Aja.

Lograr que en la gestión del desarrollo se utilicen los insumos sociodemográficos, como la caracterización del estado y la dinámica de la población y al análisis de las condicionantes relacionadas con ambos; y que en ello estén implicados los gobiernos de cada territorio, es un tema que debe colocarse en la agenda de la nación, y hacia ahí marcha el Cedem en su 45 aniversario.

«Los resultados científicos de estos años, hablan de cómo se ha avanzado en el reconocimiento del tema, de saber que existe un proceso de envejecimiento de la población cubana que hay que abordar, pero necesitamos aún pasar a la etapa de reconocer la diversidad de formas para atenderlo, y no quererle aplicar al tema demográfico las mismas prácticas que se le aplican a otros asuntos, porque no es viable. Los temas de población tienen una dinámica de un ritmo particular. El efecto de una política X sobre las características de la población, si dio algún resultado, puede que empecemos a verlos años después, porque el espacio temporal es muy largo. No ver estas particularidades en esa “acción- reacción” puede poner en peligro la comprensión y subsistencia de las medidas, que pueden ser incluso positivas. Son aspectos para seguir críticamente», concluyó Aja.

02
Dic
17

argentina y los ddhh

Cadena perpetua para Acosta, Astiz y otros 27 represores

 

escribe: Pablo Roesle  / Tiempo Argentino

El histórico juicio por la megacausa Esma concluyó -después de 5 años de debate- con más de la mitad de los 54 acusados condenados a perpetuidad, entre los que se encuentran dos pilotos de los vuelos de la muerte en los que fueron asesinadas las monjas francesas y el grupo de Madres y familiares de la Santa Cruz. Sabor amargo por seis absoluciones.

“Cárcel, común, perpetua y efectiva, ni un solo genocida en las calles argentinas”, cantó el público apenas los jueces dieron por concluido el juicio. El Tribunal Oral en lo Criminal Federal N°5 de la Capital acababa de condenar a prisión perpetua a 29 represores y a penas de entre 8 y 25 años a otros 19, por los crímenes cometidos en la dictadura cívico militar en la Escuela de Mecánica de la Armada (ESMA).

La pena máxima recayó sobre represores con condenas a cuestas como Jorge “Tigre” Acosta, jefe del grupo de tareas 3.3.2 (GT332), y Alfredo Astiz, pero también sobre los dos pilotos que condujeron los vuelos de la muerte desde los que fueron arrojadas las monjas francesas y el grupo de familiares y madres, al que se conoce como el grupo de la Santa Cruz.

También hubo seis absueltos que, con otros cuatro condenados a bajas penas saldrán en libertad de inmediato.

“Estoy satisfecho. Con una sensación agridulce, pero esto sigue”, resumió Víctor Basterra, testigo y querellante en el debate. “Evidentemente no es malo porque hay 29 condenas a perpetua, pero me quedó flaco que le den 8 años a tipos que yo conocí y que eran verdugos ahi”, completó el sobreviviente que sacó del centro clandestino cerca de 90 fotos de los represores.

Durante tres horas y media los jueces Leopoldo Bruglia y Adriana Palliotti, secundados por su par Daniel Obligado, leyeron las condenas que recayeron sobre 48 de los 54 imputados que tiene este tercer tramo de Esma, que comenzó hace cinco años, el 28 de noviembre de 2012. Apenas pusieron un pie en la sala Acosta y Astiz para ir a ocupar su silla en el banquillo de los acusados, la planta alta de la sala Amia de los Tribunales de Comodoro Py estallaron en aplausos y ovaciones. Ahí estaban los familiares de los represores, con Cecilia Pando en primera fila.

Debajo, el público también explotó: con las fotos de sus desaparecidos en alto gritaron “asesinos” y cantaron que como a los nazis les va a pasar, que a donde vayan los irán a buscar. El presidente del tribunal amenazó con desalojar la sala si no hacían silencio, y cuando los gritos amainaron se escuchó, solitaria, la voz de Estela de Carlotto, la presidenta de Abuelas de Plaza de Mayo: “Ladrones de bebés”, les espetó.

A medida que el Tribunal leía las sentencias, las cifras de casos de privación ilegal de la libertad, aplicación de tormentos y homicidios por las que los magistrados condenaban a los acusados sumaban de a cientas, doscientas o trescientas víctimas y permitieron dar cuenta de la magnitud de la masacre que fue la Esma.

Las penas máximas cayeron sobre los marinos Acosta, Astiz, Randolfo Luis “Tano” Agusti Scacchi,Ricardo Miguel Cavallo; Rodolfo Oscar Cionchi; Daniel Néstor Cuomo; Hugo Enrique Damario; Francisco Armando Di Paola; Adolfo Miguel Donda Tigel; Miguel Ángel García Velasco; Pablo Eduardo García Velasco; Alberto Eduardo González; Orlando González; Rogelio José Martínez Pizarro; Luis Ambrosio Navarro; Antonio Pernías; Jorge Carlos Radice; Francisco Lucio Rioja; Juan Carlos Rolón; Néstor Omar Savio; Hugo Héctor Siffredi; Carlos Guillermo Suárez Mason y Eugenio Bautista Vilardo.

También sobre los prefectos Mario Mario Daniel Arru y Alejandro Domingo D’Agostino, los dos pilotos de los aviones Skayvan desde los que arrojaban detenidos vivos y adormecidos con “pentonaval” al mar, y el prefecto Juan Antonio Azic; los agentes de la Policía Federal Claudio Orlando Pittana y Ernesto Frimón Weber, y el civil Gonzalo Dalmasio Torres de Tolosa.

La sobreviviente de la Esma y periodista Miriam Lewyn se hundió en un abrazo con una compañera cuando el juez leyó la condena a perpetua a Arrú. Todos en el público festejaron: estaban condenando los vuelos de la muerte.

“Es un juicio histórico, sin precedentes en la Argentina y el mundo, que duró cinco años y es la primera vez en la historia del juzgamieto del terrorismo de Estado que condena a dos pilotos de un vuelo de la muerte”, resumió Ana María Careaga, ex detenida e hija de Esther Ballestrino de Careaga, fundadora de Madres de Plaza de Mayo.

La madre fue secuestrada en diciembre de 1977 por el GT3.3.2, bajo el mando de Astiz, junto a un grupo de 12 personas, entre ellas otras fundadoras como Azucena Villaflor y las monjas francesas Alice Domon y Léonie Duquet. Las condenas de Arru y D’Agostino terminaron de certificar la existencia de los vuelos en los que las arrojaron al mar. “Es importantísimo porque nunca se había condenado a los pilotos”, concluyó.

“Se terminó con un juicio muy largo y volumnioso”, destacó el titular de la Procuraduría de crímenes de lesa humanidad, Jorge Auat. Y aunque consideró bajas las penas divisibles destacó la condena a perpetua para los pilotos. “En general satisface, en algunos casos, las expectativas del ministerio público. Esto ha sido un trabajo de muchos años”, resumió.

En el mismo sentido opinó el abogado querellante Pablo Llonto: “es una sentencia con muchas condenas a perpetua que implica el reconocimiento que participaron de todos los delitos incluyendo el homicidio, y si bien queda el sabor amargo de seis absoluciones y cuatro que han cumplido la pena, mayoritariamente esto es una demostración que cinco años de juicio oral sirvieron para que la prueba fuera contundente”.

El sabor amargo

El juicio ESMA III terminó con un festejo en la calle con pantalla gigante por las condenas. Pero con un regusto por las absoluciones y las penas bajas que permitieron que los marinos Miguel Enrique Clements, Miguel Ángel Alberto Rodríguez; Julio César Binotti y Mario Pablo Palet -condenados a 8 años- fueran liberados por haber cumplido la condena.

“Es un sabor agridulce. Solo se condenó a la cadena de mando”, se quejó María Isabel Prigione, nacida en la Esma. Junto a la mujer, la Madre de Plaza de Mayo -Línea Fundadora, Nora Cortiñas, apuntó hacia adelante. “Ellos no se imaginaban cuando cometieron esos crímenes horrendos que el mundo los iba a ver en el banquillo de los acusados. Desde este momento sigue la lucha para adelante. Vamos a seguir, la historia continúa”, dijo.

Los jueces absolvieron al funcionario civil de la dictadura, Juan Alemann, al marino Ricardo Lynch Jones y al militar Roque Martello. Pero también liberaron de culpa a dos pilotos y un mecánico de avión que confesaron haber participado de los vuelos de la muerte.

Se trata de Julio Alberto Poch, que como piloto civil en Holanda dijo durante una cena en Bali que quienes arrojaban al mar “estaban drogados”. Otro es el piloto de helicópteros Emir Sisul Hess a quien sus compañeros escucharon contar que “la gente caía como hormigas”. El tercero es el mecánico Ricardo Ormello, a quien años más tarde en un hangar de Aerolíneas Argentinas lo escucharon contar su participación en los vuelos.
A las 19.30 los jueces dieron por concluido el juicio. Para conocer los fundamentos de la condena habrá que esperar hasta el 5 de marzo del año entrante. Algunas querellas ya advirtieron que apelarán las condenas bajas y las absoluciones.

01
Dic
17

la sirvienta …

La sirvienta como esclava

escribe: Ilka Oliva Corado / Rebelión

La servidumbre, la sirvienta, la criada, la muchacha, la ayuda, la nana, la cholera, la chacha, la gata, la mucama; a la empleada doméstica se le conoce con infinidad de nombres, despectivamente. Sin embargo es la empleada más importante, paradójicamente también es la mal pagada, la explotada y la esclavizada en un modelo de sociedad que utiliza a los parias como trampolín; como escalera, como el soporte más importante para sostener la explotación de unos para beneficio de otros. Infinidad de teorías, estudios, conceptos y definiciones se pueden escribir en tomos de tomos, para justificar la existencia de la sirvienta, sin embargo este trabajo no tiene justificación alguna; es la explotación de una mujer para que otra logre el beneficio de la realización profesional y personal. Un sistema que milenariamente ha mantenido el modelo funcional a las minorías.

Gracias a que estructuralmente se he la negado el acceso a la educación a los parias y a las mujeres en particular, miles de niñas, adolescentes y mujeres se ven obligadas a trabajar en el servicio doméstico, situación que beneficia a muchas familias de la clase media, la burguesía y la oligarquía a quienes en muchos casos les importa un comino la equidad y la igualdad social, porque la inexistencia de éstas las beneficia. Y así es como vemos, a feministas y a defensoras de derechos humanos, que no están excluidas del sistema y forman parte de éste muchas veces adrede porque “qué culpa tienen ellas si ya estaba así cuando nacieron y para qué ponerse a pelear con él” , las vemos asistiendo a conferencias, dictando seminarios sobre la equidad y los derechos de la mujer, sobre el acceso a la educación, mientras en sus casas hay otras; cuidando a sus hijos, limpiando su casa, planchando su ropa, limpiando sus baños y trapeando sus pisos. Otra que gracias al sistema de la explotación no gana ni el salario mínimo y una carencia de beneficios laborales. Y vemos cómo milenariamente, familias completas logran el desarrollo, la oportunidad de acceso a la educación superior, mientras otras les sirven de soporte, de piso, de almohada. Esa almohada suave que las cobija y les cuida el sueño a cambio del dolor de ser explotada, insultada, tratada como un mueble viejo, no como persona.

Una sirvienta que no se cansa nunca, que no llora nunca, a la que no le duele nada, una sirvienta que no piensa, no ve, no escucha y no habla, solo cuando tiene que decir: sí, señora, sí patrona. Porque si siente, si escucha, si habla, si interactúa como persona será despedida; por abusiva, por salida, por igualada. Por eso existe la sirvienta, por eso existe el trabajo de la servidumbre, porque son tumbas que además limpian la porquería de sus empleadores. Y si vamos más allá, también son la cama para enfriar las calenturas del patrón, sus amigos y sus hijos. Mientras la patrona y sus hijas logran asistir a la escuela, a la universidad, desenvolverse profesionalmente, la empleada doméstica se pudre entre cuatro paredes, se pudre entre los pisos sucios y las ollas por lavar.

Una empleada doméstica que también tiene sueños, que también anhela, que también siente. Una niña, una adolescente y una mujer que sueñan con asistir a la escuela, a la universidad, con cambiar de vida. Madres que tienen hijas que también serán sirvientas, muchas veces de las hijas y de las nietas de sus patronas. Una cadena de injusticia social que beneficia a unas y explota a otras.

¿Porque quién en sus cinco sentidos, quisiera trabajar de sirvienta en lugar de tener acceso a la universidad y realizar sus sueños? ¿Quién cambiaría un escritorio de universidad por un cepillo de lavar baños? ¿Quién cambiaría un salario justo por la explotación de no tener derechos laborales? Y vemos a través de la historia del tiempo el avance que ha tenido la mujer como género cuando se coloca en el foco a las profesionales y que han salido del hogar para desarrollarse profesionalmente, pero quedan en la oscuridad las miles de parias que son el soporte en la invisibilidad de la explotación. ¿Existe realmente el avance en derechos de género? Tal vez para unas, dependiendo su condición social. Porque el paria, será paria en cualquier lugar. Con esto no quiero decir en ningún momento que el trabajo del hogar corresponda exclusivamente a la mujer, no se trata de alimentar estereotipos, pero aquí el punto es otro.

Y vemos doctoras, ingenieras, docentes, periodistas, feministas, escritoras, artistas, deportistas de alto rendimiento, empresarias muy exitosas y reconocidas por su humanidad y la excelencia en su trabajo, éxito logrado por esfuerzo propio y el soporte de una niña, adolescente y mujer que no pudo desarrollarse porque su condición de paria la obligó a trabajar en la servidumbre. ¿Injusticias de la vida, del sistema?

¿Cómo una mujer puede desarrollarse profesionalmente, hablar de humanidad y luchar en teoría por los derechos de género teniendo a una empleada doméstica en su casa? ¿Cosas del feminismo burgués? ¿Cosas del aprovechamiento del sistema? ¿Cosas de doble moral? Y como sabemos que en los males de la sociedad, el del servicio doméstico es perenne, es también urgente que se legislen leyes que las beneficien laboralmente.

Que estas mujeres tengan el derecho a un salario justo, de vacaciones pagadas, de los bonos de los que gozan los empleados de cualquier empresa, de los días de enfermedad, del servicio médico. Del horario de entrada y salida con horas extras. Que tengan todos, todos los beneficios laborales. Es lo mínimo que se puede hacer con personas tan importantes en la sociedad. Y es urgente también que deje de existir la explotación infantil, estas niñas y adolescentes no deberían estar trabajando en casas, deberían estar estudiando.

¿Qué sucedería con estas mujeres profesionales el día que quede abolido el trabajo de la servidumbre? ¿Se organizarán en casa con sus familias y ellos mismos limpiarán su propia mierda? Dudo que esto llegue a suceder, porque de la servidumbre se aprovecha el chucho y el coche, ¿ y quién en su sano juicio quiere perder privilegios? Ojalá, algún día, en la memoria familiar y en la memoria colectiva se recuerde quiénes desde las sombras fueron el soporte para el desarrollo de tantas mujeres a través del tiempo.

Blog de la autora: https://cronicasdeunainquilina.com/2017/11/21/la-sirvienta-como-esclava/
30
Nov
17

lgbtiq …

Nota: diario La República / Uruguay

Matrimonio gay tiene un hijo en la Armada uruguaya: “Es hetero pero igual lo amamos”

 

Matrimonio gay tiene un hijo en la Armada uruguaya: “Es hetero pero igual lo amamos”

 

Rubén tenía 34 años, era gerente en un supermercado, docente de Administración de empresas y rematador público. El exceso de trabajo -piensa ahora- le servía de dique para contener eso que amenazaba con arrasarlo: se estaba dando cuenta de que le gustaban los hombres. Mario estaba por cumplir 29, era veterinario y tenía su orientación sexual más clara. No se conocieron en un boliche, no los presentó nadie. El origen de la relación fue una broma. Así comienza un artículo del portal argentino Infobae sobre una particular historia de amor que tiene más de 20 años y donde La República y un suplemento transgresor de ese entonces “Susurros” tiene su hilo conductor.

Rubén López Pacilio acaba de cumplir 60 años y vive con Mario Bonilla, su marido, en Mercedes, una pequeña ciudad de Uruguay. “En el año 90, el diario La República tenía un suplemento que se llamaba ‘Susurros’, donde se podían publicar avisos y mensajes gratuitos. Cada uno decía si buscaba una amistad, una relación ocasional o algo serio, y firmaba con seudónimo. Con mi secretaria se nos ocurrió hacer una broma: nos hacíamos pasar por una pareja swinger que buscaba otras parejas para hacer intercambios”.
Tuvieron que ir a hacer cola al diario para retirar las decenas de cartas de respuesta que habían recibido. El sistema era tan discreto y tan efectivo que Rubén -en paralelo y a escondidas de su secretaria- publicó otro aviso con un seudónimo particular: “Permiso”.

Hubo 78 personas que escribieron al diario para conocerlo. “Seleccioné a dos y a la semana siguiente me fui a Montevideo. Tenía una cita a las 9 de la mañana y otra a las 11. El de las 9 era un neurólogo, el de las 11 era Mario, un joven veterinario”. La carta de Mario decía así: “Amigo ‘Permiso’: es la primera vez que hago algo de esto, me causa bastante nerviosismo (…) Te voy a dar mi teléfono para que me llames. Hacelo sólo entre las 7 y las 8.30 de la mañana. Normalmente vivo solo pero a veces están mis padres, así que ¡por favor! te pido discreción. Llamáme pronto”.
Pasaron la tarde en el Mercado del Puerto conversando y tomando medio y medio, se quedaron juntos todo el fin de semana. Casi dos años después, cuando a la Ley de matrimonio igualitario en Uruguay le faltaban más de 20 años de gestación, Mario y Rubén se inscribieron como concubinos. Cuando llevaban cuatro años viviendo juntos, apareció la posibilidad de adoptar a un niño.

“No sabíamos si estábamos haciendo bien, porque su familia biológica no podía quedarse con él, o si podíamos perjudicarlo en el futuro, por ser un chico con dos padres -recuerda Rubén-. Consultamos con una psicóloga, una socióloga, un psiquiatra y nos comunicamos con referentes de San Francisco, que conocían familias homo parentales. Todos dijeron lo mismo: si estábamos preparados para dar amor no íbamos a tener problemas”.
La decisión de base fue no mentir: que Camilo, llegado el momento, supiera sus dos verdades. Que había sido adoptado y que era hijo de una pareja homosexual. “La verdad, no hubo conflictos. Es más, cuando tenía 5 o 6 años una madre del colegio nos contó: ‘Tu sabes que Camilo tiene a los chicos convencidos de que es mucho mejor ser hijo del corazón que de la panza”, se ríe Rubén, mientras Mario atiende la veterinaria especializada en pequeños animales que manejan juntos. Camilo -que el miércoles cumplió 21 años- es el primer hijo legítimo de una familia homo parental de América Latina.

Como la ley no contemplaba que Camilo fuera anotado como hijo de los dos, el riesgo era enorme: si Rubén llegaba a morir, Mario no tenía ningún vínculo legal con su hijo. Por eso, cuando estaba por terminar la primaria, el matrimonio logró que el Tribunal de Familia los escuchara. Vieron que Camilo estaba tan bien que, por unanimidad, les concedieron la adopción compartida. Camilo pasó a tener el apellido de ambos: López Bonilla. Si bien eran activistas -fueron con su bebé en brazos a Marchas del Orgullo internacionales-, cuando Camilo empezó a crecer bajaron el perfil. “En aquel entonces, un pastor amenazaba a las parejas homosexuales que adoptaban hijos. Salía por la televisión y decía: ‘No se van a salir con la suya’. Se nos congelaba la sangre de sólo pensar en perderlo. Nosotros dábamos un examen diario, en la escuela, en el club, en los círculos de amigos. Estaba instaurado que los padres gay éramos pedófilos y que nuestros hijos estaban condenados a salir mariquitas, maquilladores o bailarinas”.
El paso del tiempo demostró que el prejuicio estaba errado. Camilo es heterosexual y está haciendo carrera en la Armada Nacional uruguaya para recibirse de Oficial de la Escuela Naval. En su reclutamiento, los oficiales no supieron cómo completar los formularios -pedían “Firma del padre” y “Firma de la madre”-. Fue ahí que se dieron cuenta de que es el primer joven que tiene dos padres en la historia de la Armada uruguaya.

De él habla el cartel que trajeron sus padres el sábado, cuando viajaron a Buenos Aires a participar de la marcha del Orgullo LGBTIQ (Lesbianas, Gays, Bisexuales, Transexuales, Intersexuales y Queer. “Nuestro hijo es hétero pero igual lo amamos”, dice. “Fue una ironía simpática -explica Rubén-. Quisimos parafrasear el discurso que dice: ‘Nuestro hijo es gay pero igual lo amamos’, como si no quedara más remedio. La idea era no sólo mostrar lo bizarro de nuestra comunidad sino abrir el diálogo, poder hablar de nuestras familias”. Cae el sol y Camilo, desde la Escuela Naval, tiene unos minutos libres para atender el teléfono. Debe pedir autorización para salir en las fotos con uniforme pero no para hablar de lo que siente. “Yo no la pasé mal por tener dos papás, nunca me faltó una mamá. A veces en el colegio me sentía distinto un rato, porque todos los otros tenían un papá y una mamá, pero después era lo mismo, son las dos personas que más te aman en el mundo”, explica.
Y cierra: “Ellos me contaron todo desde chiquito, yo tendría 8 años. Nos sentamos los tres y me explicaron que mis padres biológicos no habían podido tenerme porque tenían muchos hijos y eran pobres. Ellos se ofrecieron a protegerme, me dieron una oportunidad. Si hoy tengo la vida que tengo es gracias a mis dos viejos. Los amo mucho y estoy muy agradecido de que me hayan elegido”.

29
Nov
17

palestina e Israel hoy

70 años de promesas rotas

La historia no contada del plan de partición

escribe: Ramzy Baroud / Palestine Chronic

 

En una charla reciente ante el grupo de expertos de Chatham House en Londres, el primer ministro israelí Benjamin Netanyahu abordó el tema de un Estado palestino desde una perspectiva intelectual.

Antes de que pensemos en establecer un Estado palestino, reflexionó, “es hora de que reevaluemos si el modelo moderno que tenemos de soberanía y una soberanía sin restricciones es aplicable en cualquier parte del mundo”.

No es la primera vez que Netanyahu desacredita la idea de un Estado palestino. A pesar de las claras intenciones israelíes de poner en peligro cualquier oportunidad para la creación de dicho Estado, la administración estadounidense de Donald Trump está, según los informes, finalizando los planes para un “acuerdo de paz definitivo”. El New York Times sugiere que “el diseño del plan tendrá que construirse en torno a la llamada solución de dos estados”.

¿Pero ¿para qué desperdiciar esfuerzos, si en todas las partes, los estadounidenses incluidos, saben que Israel no tiene intención de permitir un Estado palestino y que EE.UU. no cuenta con el capital político o el deseo de hacerlo cumplir?

La respuesta puede no estar en el presente, sino en el pasado.

Un Estado árabe palestino se propuso inicialmente por parte de los británicos como una táctica política para proporcionar una cobertura legal al establecimiento de un Estado judío. Se sigue utilizando como una táctica política, aunque nunca con el objetivo de encontrar una “solución justa” para el conflicto, como suele propagarse.

Cuando el secretario de Asuntos Exteriores británico Arthur James Balfour hizo su promesa al movimiento sionista en noviembre de 1917 de otorgarle un Estado judío en Palestina, la idea antes distante e inverosímil comenzó a tomar forma. Habría sido posible sin esfuerzo si los palestinos no se hubieran rebelado.

La rebelión palestina de 1936-1939 mostró un grado impresionante de conciencia política colectiva y capacidad de movilización, a pesar de la violencia británica.

El Gobierno británico luego envió a la Comisión Peel a Palestina para examinar las raíces de la violencia, con la esperanza de sofocar la revuelta.

En julio de 1937 la comisión publicó su informe, que de inmediato encendió la furia de la población nativa, que ya conocía la colusión entre británicos y sionistas.

La Comisión Peel concluyó que “las causas subyacentes de los disturbios” eran el deseo de los palestinos de la independencia y su “odio y miedo al establecimiento del hogar nacional judío”. Con base en ese punto de vista, recomendó la partición de Palestina en un Estado judío y un Estado palestino, este último para incorporarlo a Transjordania, que estaba bajo el control de los británicos.

Palestina, como otros países árabes, estaba supuestamente preparándose para la independencia bajo los términos del Mandato Británico, según lo concedido por la Liga de las Naciones en 1922. Más aún, la Comisión Peel recomendaba la independencia parcial de Palestina, a diferencia de la soberanía total otorgada al Estado judío

Más alarmante fue la naturaleza arbitraria de esa división. La propiedad total de la tierra judía en el territorio no excedía el 5,6 por ciento del total del país. El Estado judío debía incluir las regiones más estratégicas y fértiles de Palestina, como la fértil Galilea y gran parte del acceso al agua del Mediterráneo.

Miles de palestinos fueron asesinados en la rebelión mientras seguían rechazando la partición perjudicial y la estratagema británica destinada a honrar la Declaración Balfour y hacer que los palestinos fueran apátridas.

Para fortalecer su posición, la dirección sionista cambió el rumbo. En mayo de 1942, David Ben-Gurion, entonces representante de la Agencia Judía, asistió a una conferencia en Nueva York que reunió a los principales sionistas estadounidenses. En su discurso exigió que toda Palestina se convirtiera en una “mancomunidad judía”.

Un nuevo y poderoso aliado, el presidente Harry Truman, comenzó a llenar el vacío que quedaba abierto, ya que los británicos estaban ansiosos por terminar su mandato en Palestina. En Before Their Diaspora, Walid Khalidi escribe:

“(El presidente de EE.UU. Harry Truman) dio un paso más en su apoyo al sionismo respaldando un plan de la Agencia Judía para la partición de Palestina en un Estado judío y un Estado palestino. El plan preveía la incorporación al Estado judío de aproximadamente el 60 por ciento de Palestina en un momento en que la propiedad de la tierra judía en el país no superaba el 7 por ciento”.

El 29 de noviembre de 1947 la Asamblea General del estado de 33 miembros de la ONU, bajo la intensa presión de la Administración estadounidense de Truman, votó a favor de la Resolución 181 (II) llamando a la partición de Palestina en tres entidades: un Estado judío, un Estado palestino y un régimen internacional para gobernar Jerusalén.

Si la propuesta de partición británica de 1937 fue lo suficientemente mala, la resolución de la ONU fue motivo de total consternación, ya que asignó 5.500 millas cuadradas al propuesto Estado judío y solo 4.500 millas cuadradas a los palestinos, que poseían el 94,2 de la tierra y representaban más de dos tercios de la población.

La limpieza étnica de Palestina comenzó en serio después de la adopción del Plan de Partición. En diciembre de 1947 los ataques sionistas organizados en áreas palestinas resultaron en el éxodo de 75.000 personas. De hecho la Nakba (catástrofe) palestina no comenzó en 1948, sino en 1947.

Ese éxodo de los palestinos fue diseñado a través del Plan Dalet, que se implementó por etapas y se modificó para acomodar las necesidades políticas. La etapa final de ese plan, lanzada en abril de 1948, incluyó seis operaciones principales. Dos de ellas, la Operación Nachshon y Harel, tenían como objetivo destruir las aldeas palestinas en la frontera de Jaffa-Jerusalén y sus alrededores. Al cortar las dos principales masas centrales que componían el Estado árabe palestino propuesto, los líderes sionistas querían romper cualquier posibilidad de cohesión geográfica palestina. Este sigue siendo el objetivo hasta nuestros días.

El logro israelí después de la guerra apenas fue guiado por el Plan de Partición. Los inconexos territorios palestinos de Gaza, Cisjordania y Jerusalén Este conformaron el 22 por ciento del tamaño histórico de Palestina.

El resto es historia dolorosa. La zanahoria del Estado palestino se cuelga de vez en cuando por las mismas fuerzas que dividieron Palestina hace 70 años, pero que trabajaron diligentemente con Israel para asegurar la desaparición de las aspiraciones políticas del pueblo palestino.

Eventualmente el discurso de partición se convirtió en el de “solución de dos estados”, defendida en las últimas décadas por varias administraciones estadounidenses que mostraron poca sinceridad de hacer realidad tal Estado.

Y ahora, 70 años después de la partición de Palestina, solo hay un Estado, aunque se rige por dos leyes diferentes, una que privilegia a los judíos y otra que discrimina a los palestinos.

“Un solo Estado ya existe desde hace mucho tiempo”, escribió el columnista israelí Gideon Levy en una reciente columna de Haaretz. “Ha llegado el momento de iniciar una batalla sobre la naturaleza de su régimen”.

Para muchos palestinos ya es un hecho.

Ramzy Baroud es periodista, autor y editor de Palestine Chronicle. Su próximo libro será The Last Earth: A Palestinian Story (Pluto Press, London). Baroud tiene un Ph.D. en Estudios de Palestina de la Universidad de Exeter y es becario no residente en el Centro de Estudios Globales e Internacionales de Orfalea, Universidad de California en Santa Bárbara. Su web es http://www.ramzybaroud.net

Fuente: http://www.palestinechronicle.com/70-years-of-broken-promises-the-untold-story-of-the-partition-plan/
28
Nov
17

Fidel castro y cuba

 

FIDEL un año después …

 

Un día después de que se conmemorara el primer aniversario de la muerte de Fidel Castro, los cubanos acudieron a las urnas para elegir a sus representantes municipales. Comenzó así el proceso que finalizará en febrero con la elección de la Asamblea Nacional, que, a su vez, definirá quién será el sucesor del presidente Raúl Castro.

El sábado, en el primer aniversario de la muerte de Fidel Castro, el líder cubano fue homenajeado en todos los rincones del país. El acto principal se desarrolló en la escalinata de la Universidad de La Habana, bajo la convocatoria de la Federación de Estudiantes Universitarios de Cuba.

En ese homenaje, actuaron varios artistas cubanos, entre ellos Raúl Torres, autor de la canción “Cabalgando con Fidel”, que se convirtió en el himno oficial en los nueve días de luto nacional que siguieron a la muerte del líder histórico tanto en la televisión como en los actos oficiales de despedida.

Para conmemorar el primer aniversario de su muerte, Torres compuso el tema “Laureles y olivos”, que en los primeros versos evoca: “A un año de tu ausencia, mi viejo / tu llama en el pecho es tan fuerte / que creo que soy una suerte de voz / con clara directriz”.

El sábado, toda la prensa cubana le dedicó páginas a Fidel. El diario Granma, órgano oficial del Partido Comunista, abrió la portada con una foto del líder de cuerpo entero y el titular “En el corazón de Cuba”. En tanto, Juventud Rebelde, el diario de la Unión de Jóvenes Comunistas, eligió una fotografía en blanco y negro del rostro de un Fidel joven, enmarcado con las palabras: “Universo en la piedra”.

Al día siguiente, ayer, más de ocho millones de cubanos estaban llamados a votar en las elecciones municipales, en las que competían 27.221 candidatos a delegados para los 168 municipios de la isla. Se trata de la única instancia de elección en la que puede participar directamente el pueblo cubano y permite la postulación de candidatos independientes, es decir, que no estén vinculados al Partido Comunista de Cuba.

A pesar de esto, ninguno de los 182 aspirantes independientes que se postularon para ser candidatos en las municipales logró pasar los filtros en las asambleas barriales de nominación que se realizaron entre el 4 de setiembre y el 30 de octubre. Muchos de esos aspirantes, opositores al gobierno de Castro, se reunieron en la plataforma #Otro18, que en las últimas se-manas ha denunciado maniobras de las autoridades cubanas para impedir que los candidatos independientes salieran nominados en esas asambleas.

La próxima etapa del proceso es la elección de los delegados de la Asamblea Nacional del Poder Popular, el Parlamento unicameral. Esta elección es indirecta y está mediada por los delegados que fueron elegidos ayer –que luego conformarán la Asamblea Municipal– y por los representantes de las llamadas Comisiones de Candidaturas. Estas últimas están conformadas por organizaciones civiles sujetas al partido gobernante. Una vez que quede instaurada la Asamblea Nacional, los diputados deberán definir quién será el nuevo presidente de Cuba. Todavía no se conoce la fecha específica de esta última etapa, que deberá tener lugar antes de febrero.

El gobierno cubano sigue sin dar pistas sobre quién será el próximo presidente, que por primera vez en 51 años no pertenecerá a la familia Castro. Sin embargo, todas las fichas están puestas en el actual primer vicepresidente, Manuel Díaz-Canel, de 57 años.

Ayer, después de votar, Díaz-Canel evitó responder ante periodistas sobre la posibilidad de que él acceda a la presidencia y se limitó a decir que en el futuro “habrá presidentes en Cuba siempre defendiendo la revolución y serán compañeros que saldrán del pueblo”. A la vez, dijo que apuesta por el recambio generacional y que confía en las nuevas generaciones de líderes, siempre y cuando esté garantizada “ante todo” la “continuidad” del socialismo.




diciembre 2017
D L M X J V S
« Nov    
 12
3456789
10111213141516
17181920212223
24252627282930
31